• Confederación Internacional

    de la Sociedad de San Vincente de Paùl

    30 millones de pobres ayudados en el mundo

  • Confederación Internacional

    de la Sociedad de San Vincente de Paùl

    "Quiero encerrar el mundo en una red de caridad"

Volver a la lista

El recorrido de un vicentino en Rumanía

04 agosto 2017 Noticias del CGI Témoignage

El recorrido de un vicentino en Rumanía

A lo largo de este último mes, he pensado a menudo en lo que significa para mí ser miembro de una organización católica laica de caridad, la SSVP. Tanto más cuando celebro, el 2 de agosto de 2017, 25 años de actividad vicentina.

La SSVP en Resita fue creada el 2 de agosto de 1992, con ocasión de la visita de una delegación de Austria, del antiguo decanato “Graz - Rive droite Mur”, bajo la dirección de la familia Kaindlbauer, el día de la celebración de la fiesta de la iglesia católica romana « Marie-Neige » de Resita. Aquella tarde, se celebraba la reunión fundacional de la conferencia en el despacho de la parroquia. El Dr. Alois Fauland, entonces presidente de los vicentinos de Styrie / Steiermark (más tarde coordinador del movimiento vicentino de Austria), habló de los objetivos vicentinos y de su trabajo. Siete u ocho personas presentes recibieron entonces la chispa, el sentimiento de que nuestro Padre celestial nos llama y nos conduce hacia un futuro cristiano cercano a Él. Y, durante esta primera reunión vicentina, yo fui elegido Vicepresidente de la SSVP-Resita.

Los primeros pasos no fueron fáciles, yo debía comprender el significado y las exigencias de un verdadero vicentino y, al mismo tiempo, conocer la historia de este movimiento católico laico internacional. También exploré la historia local y me enteré de que, incluso en Resita, en el periodo entre las dos guerras, se trabajó en nombre de San Vicente de Paúl, pero no según las reglas establecidas por la organización cofundada en el siglo XIX por el catedrático de la Sorbona, Federico Ozanam, actualmente Beato Federico Ozanam.

En 1994, fui elegido presidente de la SSVP de Resita. Ello me dio una motivación adicional para contribuir en otras iniciativas de esta clase en Rumania. Debido a este compromiso, yo fundé en Resita, el 25 de mayo de 1996, la Unión de las Asociaciones de Caridad “San Vicente de Paúl” de Rumania, teniendo en aquella época a nueve organizaciones como miembros. Entonces, fui elegido presidente de la unión.

La etapa siguiente fue la creación de un Consejo Nacional de los Vicentinos en Rumania. Los vicentinos de Campulung Muscel organizaron entre el 27 y el 28 de Noviembre de 1998, la primera conferencia nacional en la que participó Cesar Augusto Nunes Viana, el Presidente General Internacional de aquel momento. Fui elegido primer Presidente Nacional vicentino de Rumania. El segundo mandato en calidad de presidente nacional fue entre el 15 de marzo de 2003 y el 31 de diciembre de 2006. A partir del 1 de enero de 2007, fui nombrado Presidente de honor del Consejo Nacional de Rumania.

No puedo olvidarme de mis intentos por construir la Familia Vicenciana en Rumania durante los años 2001 - 2003 organizando varias reuniones nacionales de este tipo.

Durante ese tiempo, tuve numerosos contactos con el Consejo General en París. Mi primera participación en un encuentro internacional tuvo lugar en 1994, cuando participé en calidad de Presidente Nacional en Bolzano, Tirol del Sur (Italia) en la reunión anual de los países de lengua alemana en Europa. Desde entonces, he asistido a casi todas las reuniones de este tipo en Europa central. En 2001, organizamos por primera vez en Bratislava, capital de Eslovaquia, una reunión de las delegaciones de los antiguos países comunistas de Europa. Durante esta reunión, fui elegido portavoz del grupo.

Después de un encuentro en el Consejo General en París, el 8 de mayo de 2001, fui nombrado, a partir del 1 de enero de 2002, el primer coordinador del grupo Europa 4 (antiguos países comunistas de Europa central y oriental) por el Presidente General Internacional José Ramón Díaz-Torremocha, función que desempeñé hasta septiembre de 2012.

El 27 de septiembre de 2012, fui designado por el Presidente General Internacional, Dr. Michael Thio, como Vicepresidente Territorial Internacional para el grupo Europa 2 (los mismos países que formaban el grupo anterior de Europa 4), función que ocupé durante seis años. El 27 de septiembre de 2016, el actual Presidente General Internacional, Renato Lima de Oliveira, me confirmó para un nuevo mandato.

¿Quien hubiera pensado, hace 25 años, que el encuentro del 2 de agosto de 1992 en Resita, se reflejaría en mi vida, le daría un nuevo sentido y un nuevo desarrollo espiritual? ¿He sido digno de todas estas funciones y de la confianza que se me ha dado? Sólo Dios puede responder a esta pregunta.

Espero no haber decepcionado a las personas que han confiado en mí durante estos 25 años de actividad en Resita, en Rumania, en Europa y en el mundo entero. Ahora, quiero decir algunas palabras de agradecimiento a mi familia, a los vicentinos de Resita, a mis amigos en Rumania, a los amigos europeos e internacionales que han confiado en mí, y han esperado de mí, y lo han demostrado a lo largo de estos años de diferentes maneras.

San Vicente de Paúl, el Beato Federico Ozanam, todos los santos y beatos de la Familia Vicenciana me han apoyado en mis actividades a lo largo de estos 25 años (¡yo lo he sentido siempre!). Y por ello, doy las gracias, lo primero de todo a Dios, nuestro dulce pastor. ¡Espero poder continuar con la actividad vicentina allí donde el Señor me bendiga!

 

Erwin Josef Tigla